Choco Toucan. Credito de imagen: Murray Cooper

Los Bosques Protegidos de Ecuador definirán los Derechos de la Naturaleza y pondrán a prueba a la jurisprudencia en la Corte Constitucional del país

QUITO, ECUADOR - En un movimiento que sienta precedentes, el Tribunal Constitucional de Ecuador, el tribunal más alto del país, ha anunciado que abordará el caso del bosque protegido Los Cedros, amenazado mediante el uso de los Derechos de la Naturaleza consagrado en la constitución. El Tribunal Constitucional eligió escuchar este caso recientemente y aplicar, por primera vez, los Derechos de la Naturaleza establecidos por mandato constitucional del Ecuador que otorgan reconocimiento legal a más de 6 millones de acres (2,4 m hectáreas) de Bosques Protegidos.

El gobierno ha estado promoviendo la minería de metales a gran escala durante algunos años, sin respetar la red nacional de Bosques Protegidos o Territorios Indígenas.

José DeCoux, gerente de Los Cedros, explicó: "Estamos muy entusiasmados de que el Tribunal Constitucional haya retomado este caso, específicamente porque reconoce la importancia de establecer precedencia a los Derechos de la Naturaleza. Hemos estado presentando argumentos de que la minería en los bosques protegidos es una violación del estado legal de las áreas protegidas declaradas; los derechos colectivos de los pueblos indígenas; los derechos de la naturaleza; y el derecho de las comunidades a una consulta previa antes de posibles daños ambientales, respectivamente".

Jonathon Porritt, uno de los principales ambientalistas del Reino Unido, hizo eco de esta opinión: "Ecuador fue la primera nación en incluir los Derechos de la Naturaleza en su constitución", dijo. “Ahora podría convertirse en la primera nación en proteger grandes extensiones de biodiversidad, en base a esta innovación constitucional. Esto sentaría un precedente invaluable en todo el mundo".

Los Cedros, en el noroeste del Ecuador, es uno de los hábitats biológicamente más diversos del mundo, con más de 4,800 hectáreas (casi 12,000 acres) de bosque nublado primario, y protege las cabeceras de cuatro cuencas importantes. Protege a más de 200 especies con alto riesgo de extinción, cinco de las cuales se consideran en peligro crítico por el gobierno ecuatoriano (consulte Roy et al.2018, iNaturalist y el sitio web de Los Cedros para obtener más información).

La lejanía y la alta calidad del hábitat explican por qué hay seis especies de gatos y tres especies de primates, incluidos algunos de los últimos Monos araña de cabeza marrón en peligro crítico de extinción en el mundo, así como el oso andino, también en peligro. Se descubren nuevas especies cada año”, explicó la Dra. Mika Peck de la Universidad de Sussex.

Elisa Levy, de OMASNE (Observatorio Minero Ambiental y Social del Norte del Ecuador), una organización de la sociedad civil de vigilancia minera sin fines de lucro, explicó la base legal: “En 2017, el gobierno ecuatoriano anunció nuevas concesiones para la exploración minera en más de 2,4 millones hectáreas (6m acres) de tierra, un aumento de aproximadamente 300%. Muchas de estas concesiones exploratorias se encuentran en bosques y territorios indígenas previamente protegidos, así como en ecosistemas de cabecera y puntos críticos de biodiversidad de importancia mundial, como Los Cedros, y parecen estar violando la ley ecuatoriana y los tratados internacionales".

Como parte de esta rápida expansión minera, la compañía minera canadiense Cornerstone Capital Resources recibió un permiso para la extracción de oro en colaboración con la compañía minera estatal ecuatoriana, ENAMI. Todo esto a pesar de la publicación hecha por el propio Ministerio de Medio Ambiente que cita a Los Cedros en sus "Áreas de prioridad para la conservación de la biodiversidad en Ecuador". Levy señala el "conflicto aparente entre las diferentes ramas del gobierno ecuatoriano".

Está científicamente comprobado que las fases de exploración y explotación de la minería disminuyen la biodiversidad principalmente a través de la construcción de carreteras, la deforestación y la sedimentación y contaminación de los ríos asociados.

Las autoridades del Bosque Protector Los Cedros recurrieron a los tribunales para luchar contra este permiso minero. Ganaron su caso para una Acción de Protección en la Corte Provincial de Imbabura en junio de 2019, que despojó a la compañía minera de sus permisos de operación. El gobierno, trabajando junto a las compañías mineras, apeló posteriormente la decisión.

Mientras tanto, la compañía minera Cornerstone Capital Resources, a pesar de la abrumadora oposición en la región, continuó explorando dentro del área protegida, en contravención directa a la orden judicial y sin los permisos correspondientes (1).

A mediados de mayo del 2020, el Tribunal Constitucional del Ecuador acordó escuchar la apelación del Gobierno / ENAMI, diciendo que esperaba sentar un precedente sobre la minería en los Bosques Protegidos utilizando los Derechos de la Naturaleza. El Tribunal citó específicamente la biodiversidad en Los Cedros, y la presencia de "las últimas poblaciones del mono araña en un estado crítico de conservación, y el oso andino (de anteojos) [que está] en peligro de extinción".

Este es un microcosmos del conflicto actual entre el gobierno ecuatoriano y su intención de abrir las reservas de petróleo y minerales que no han sido explotadas en el país a la inversión extranjera y el sentir público que se ha venido desarrollando por años en Ecuador en contra del desarrollo económico extraccionista (2). El caso inminente ayudará a determinar el equilibrio entre las ganancias económicas  a corto plazo a través del desarrollo minero y el desarrollo económico más lento, pero generalmente más sostenible, que acompaña a la conservación de la biodiversidad a largo plazo.

Con la emergencia climática, el caso ha adquirido mayor urgencia: el imperativo absoluto es ahora que el carbono y el agua que secuestran los bosques, y la biodiversidad que contienen, estén protegidos y se mantengan intactos.

"Este caso tiene implicaciones no solo para Los Cedros, sino también para los 186 Bosques Protegidos en Ecuador, con un total de 2.3m hectáreas (6m acres)", dijo el Dr. Bitty Roy, profesor de biología en la Universidad de Oregon y uno de varios científicos para quienes Los Cedros es una base de investigación.

Más de un tercio de estos bosques protegidos han estado bajo amenaza inminente por la minería desde 2017, cuando un cambio de política dentro del gobierno ecuatoriano permitió que estas tierras protegidas se incluyeran en concesiones mineras (3).

El área de Los Cedros ya está lidiando con amenazas locales. William Andagoya, el presidente de la comunidad local dijo: "La conservación de la naturaleza es la vida, el agua y todas las aves y animales que viven aquí, pero debido a la deforestación están desapareciendo".

A nivel mundial, este será uno de los primeros casos de protecciones constitucionales para la naturaleza que se aplicaran a nivel nacional.

Edgar Merlo, quien encabeza el equipo legal de Los Cedros, lo expresó de esta manera: “La decisión de la Corte [Constitucional] en este caso sería la primera en Ecuador: sobre los Derechos de la Naturaleza, el derecho a la consulta previa de las comunidades y el derecho a la seguridad jurídica, ya que se otorgaron concesiones sin respetar la declaración de bosques protectores. La sentencia final del Tribunal Constitucional en este caso podría cambiar el enfoque legal en Ecuador, América del Sur y el mundo entero sobre los Derechos de la Naturaleza y los derechos de las comunidades locales, de modo que no se otorguen concesiones mineras en Bosques Protegidos".

 

Para más información póngase en contacto:

Jose Cueva - Portavoz de medios intaglibre@gmail.com +593 99 9347230
Josef de Coux -  Reserva Los Cedros  jose@reservaloscedros.org +593 99 277 8878
Elisa Levy - OMASNE - elisalevy2@gmail.com  +593 99 279 9751
John Seed - Rainforest Information Centre, Australia - johnseed1@ozemail.com.au  +61 0410370632

  1. Información suministrada por Kirsten Frascescone, Coordinadora latinoamericana de MiningWatch Canada, una organización sin fines de lucro de vigilancia de la industria minera. "Argumentan incorrectamente que la decisión no es válida sin un fallo del Tribunal Constitucional".
  2. Información suministrada por Liz Downes, Directora de Australia’s Rainforest Information Center.
  3. Información suministrada por Paul Gilding, ex Director Ejecutivo de Greenpeace Australia y Greenpeace International

Recursos y cobertura adicional: